Los ácaros

Se puede decir acertadamente que los gitanos son la sarna de España, que con gusto no pica. Mejor dicho, pica pero al español le gusta rascarse

Anuncios

Vengamos a lo de ayer

Cuando Jorge Manrique se pone a describir el mundo que conoció, diciendo que está olvidado, en realidad, por recordarlo y describirlo, lo está manteniendo en la memoria, lo rescata del olvido y lo mantiene vivo:
Las justas y los torneos, paramentos, bordaduras y cimeras, las damas, sus tocados, sus vestidos, sus olores, aquel trovar, las músicas acordadas que tañían, aquel danzar, aquellas ropas chapadas que traían. Las dádivas desmedidas, los edificios reales llenos de oro, las vajillas tan febridas, los enriques y reales del tesoro; los jaeces, los caballos de sus gentes y atavíos tan sobrados. Las huestes innumerables, los pendones, estandartes y banderas, los castillos impugnables, los muros y baluartes y barreras, la cava honda, chapada

Las prohibiciones

Hay muchas cosas que se pueden prohibir a pesar de los derechos: se pueden prohibir las armas de fuego a pesar del derecho a la propiedad, se puede prohibir el islam a pesar del derecho a la religión, se pueden prohibir las casas de apuestas a pesar del derecho a la actividad económica…

Ideas cívicas

Los propietarios de perros además de recoger los excrementos de sus mascotas deberían llevar una botella de agua para echarla sobre los orines. De esa forma se evitaría el olor tan desagradable que aparece muchas veces de pronto en la calle