El pequeño pueblo

La mentalidad de pueblo es a la mentalidad de ciudad (más exactamente de gran ciudad) lo que la música folclórica es a la ópera: tiene su encanto, pero está a un nivel inferior. No es que en la gran ciudad no se sufra la hijoputez hispánica, (o humana en general), sino que hay otro aire.

Al igual que la Edad Media se separa de la Antigüedad romana en religión y forma de vivir (cristianismo, feudalismo, monarquía y estados, frente a politeísmo, esclavismo, emperador e imperio), nosotros podemos separarnos de la Edad Media por los mismos motivos. Digo podemos porque en realidad seguimos ligados a la Edad Media. Conferencias de José María Azcárate, Fundación Juan March, 1975: el hombre moderno procede del hombre medieval, no del mundo greco-romano.

http://www.march.es/conferencias/anteriores/voz.aspx?id=641&l=2

http://www.march.es/conferencias/anteriores/voz.aspx?id=642&l=2

http://www.march.es/conferencias/anteriores/voz.aspx?id=643&l=2

Las Iglesias, las calles de muchas ciudades y pueblos, el catolicismo, las procesiones, hacen que la Historia y la Edad Media estén presentes, no en forma de arqueología sino de forma real.

Se puede decir que el hombre moderno procede del hombre medieval como se dice que el Homo sapiens procede del Homo antecessor o del Homo heidelbergensis. El “hombre medieval” sería un antecesor extinto, primitivo, del que conservamos rasgos sociológicos. Donde mejor se ve esto es en los pequeños pueblos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s